Puertas enrollables para comercios

rejas-enrollables

 

La puerta enrollable consiste en el cierre mediante lamas de aluminio que permiten limitar la entrada de un local protegiendo con ello su acceso. Las puertas y rejas enrollables pueden encontrarse en diversos materiales como aluminio, acero y acero inoxidable. Se trata de una estructura simple y  económica que no ocupa mucho espacio por encima de la apertura ya que se enrollan de forma compacta. Puedes comprarlas en tamaños estándar o puedes personalizar su medida de acuerdo a tus necesidades.

Las rejas y puertas enrollables se utilizan cuando se requiere una elevada visibilidad y ventilación pero protegiendo al lugar de posibles robos ya que pueden soportar mucho impacto sin sufrir daños. Se ofrecen rejas enrollables en diferentes formas garantizando transparencia y seguridad como por ejemplo aquellas que incluyen un sistema autobloqueante que impide levantar la persiana manualmente. Se suele emplear en galerías, comercios, garajes subterráneos y garajes de aparcamiento ya que protegen estos espacios de la suciedad y de los visitantes indeseados.

Las puertas enrollables se componen de una serie de lamas machiembradas que se recogen enrolladas sobre un eje en disposición superior sobre el marco de la puerta. Estas lamas de cierre enrollable pueden ser planas, brindando un aspecto más uniforme al exterior, o bien curvas requiriendo cajones más pequeños para enrollar. Las puertas enrollables están compuestas por un eje con poleas y muelles espirales para puertas, tejido, guías laterales con garras para obra, bajo puerta, gancho manual, automatización, cajón de registro para tapar eje, entre otros elementos. Este sistema es ampliamente recomendado para el cerramiento de escaparates comerciales, garajes y terrazas ya que una vez instaladas permiten un gran aprovechamiento de los espacios y una gran seguridad en el cierre.

Las puertas enrollables pueden presentarse en diversos modelos. A continuación de mencionaremos algunos de ellos:

- Modelo de Aluminio. Esta puerta es realizada en su totalidad con aluminio con doble tubo y platinas troqueladas sin la presencia de soldaduras, remaches o acero maximizando su estética y elegancia. Se suele utilizar en comercios de gran categoría y shoppings comerciales.

- Rejilla Alternada. Son fabricadas en forma de rejilla con eslabones troquelados que están intercalados uniendo las tuberías galvanizadas. Se trata de un modelo con gran seguridad sin por ello renunciar a la visibilidad y ventilación. Suelen ser utilizadas en locales comerciales y estacionamientos.

- Puertas enrollables microperforadas. Para su fabricación se emplean láminas galvanizadas ofreciendo micro perforaciones en la parte central de la lámina obteniendo la estética y seguridad de la puerta de lámina cerrada pero con una mayor visibilidad y ventilación.

- Modelo Visión. Estas puertas son realizadas con platinas troqueladas colocadas de perfil para maximizar la visión a través de la puerta. Puede ser fabricada en diversos materiales como aluminio, doble tubo sin soldadura o acero.

- Puertas enrollables de plástico. Se utiliza tubería de plástico pintada en color aluminio entrelazadas por platinas de aluminio troqueladas. Se suele emplear en comercios que requieren cuidar su seguridad sin por ello rescindir la estética del lugar.

- Rejilla Continuada. Son puertas fabricadas en forma de rejilla con doble eslabones troquelados en forma de columnas equidistantes que variarán de acuerdo al ancho de la puerta. Se emplea en comercios y estacionamientos que requieren mayor ventilación.

Recuerde que para su mayor seguridad el montaje de la puerta enrollable debe de ser realizado por personal especializado y experto en este tipo de instalaciones ya que contará con las herramientas y conocimiento necesarios para llevar acabo la colocación de manera eficiente.